Amor y Vida

Publicación Trimestral del Movimiento Familiar Cristiano
Arquidiócesis de la Habana

Segundo trimestre 2012

Resolución 1024 X 768 / 32 bit

 

Inflación y empleo:
¿la misma cara de una moneda?

Por JESÚS MESA

 

I. Introducción

En los artículos más recientes publicados en esta sección1,2, se abordaron por separado los temas desempleo e inflación. En estos trabajos, al igual que en sus antecesores, se evidencia una característica inherente a los procesos sociales: la interconexión entre los diferentes fenómenos y su complejidad, lo que dificulta su formulación de manera explícita.
Surge entonces la interrogante, ¿se cumple este último comportamiento en el caso de las magnitudes macroeconómicas antes señaladas (inflación y desempleo)? La respuesta, a continuación.

II. La Curva de Phillips

La primera idea de la existencia de una relación entre la inflación y el nivel de desocupación fue enunciada en 1910 por Irving y Fisher, pero no fue hasta 1958 en que Phillips, un estadístico inglés, analiza la relación entre el incremento de los salarios y la tasa de desempleo, a partir de datos de Inglaterra.
Como resultado de esta investigación, Phillips encontró una relación negativa entre ambas magnitudes: si subían los salarios disminuía el desempleo3,4, denominada Curva de Phillips, que gráficamente se corresponde con la mostrada en la figura 1.
Desde el punto de vista económico, este comportamiento se explica a partir de la siguiente secuencia de sucesos:
El incremento en la oferta monetaria provoca un incremento en los salarios nominales.
La subida de los salarios nominales provoca un aumento en los precios, superior a la del salario nominal, por lo cual el salario real disminuye.
La reducción de los salarios reales abarata el costo de la mano de obra y las empresas demandan más trabajo.
Utilizando este resultado, Paul Samuelson y Robert Solow lograron en los EU en 1960 un nivel de ocupación del 3 por ciento con un incremento de la tasa de inflación entre el 4 y el 5 por ciento, lo cual desde el punto de vista teórico representó la plenitud del pensamiento keynesiano.
Todo lo expuesto tiene dos consecuencias desde el punto de vista teórico. En primer lugar la Curva de Phillips refuerza la tesis de Keynes2 de utilizar el Gasto Público como herramienta de política Macroeconómica; y en segundo, demuestra la imposibilidad de alcanzar simultáneamente el pleno empleo con baja inflación.
No obstante, la situación descrita requiere de una valoración adicional. En el largo plazo, los salarios nominales recogen todo el aumento de precios y la reducción inicial de los salarios reales desaparece. Bajo estas condiciones las empresas despiden a los trabajadores que habían contratado al comienzo del proceso inflacionario y deja de cumplirse la relación inversa entre inflación y desempleo. Esta es la razón por la cual la Curva de Phillips solo resulta válida en el corto plazo.
A lo expuesto se añade la aparición de nuevos comportamientos económicos en la arena internacional en la década de los 70´s, posterior a la crisis del petróleo cuando el proceso inflacionario, se volvió ascendente y persistente (permanente).
Por tanto, desde el punto de vista teórico, este resultado obliga a un análisis complementario para modelar el comportamiento de la macroeconomía en el largo plazo.

III. Estanflación

Como consecuencia de las modificaciones en el desempeño de la economía se comenzó a manifestar una nueva tendencia: simultáneamente coincidían bajas tasas de crecimiento, o incluso negativas (depresión), con una fuerte inflación. Esta situación fue bautizada como estanflación por el ministro de Economía del Reino Unido, Iain McLeod, cuando en un discurso ante el Parlamento en 1965, expresó: We now have the worst of both worlds – not just inflation on the one side or stagnation on the other. We have a sort of stagflation situation (Ahora tenemos lo peor de ambos mundos -no inflación por un lado o estancamiento por otro. Tenemos algo así como una estanflación)5.
Desde el punto de vista teórico la estanflación fue analizada por los partidarios de la teoría Monetarista, los cuales incorporaron el fenómeno de la estanflación a la Curva de Phillips, proponiendo una curva de largo plazo que puede representarse mediante la figura 2 y cuya explicación es como sigue.
Lo primero que salta a la vista es que el modelo de la estanflación (figura 2) se caracteriza por la repetición en la economía del comportamiento descrito por la Curva de Phillips de corto plazo (curvas AB, CD y EF).
En segundo lugar se aprecia que el nivel de inflación inicial en cada ciclo (puntos A, C y E) es creciente. En otras palabras, la inflación del punto A (comienzo del primer ciclo) es inferior a la del punto C (inicio del segundo ciclo) y así sucesivamente. Esta característica se encuentra en correspondencia con la tendencia en la práctica al sostenido crecimiento de la inflación en el largo plazo ya mencionada.
Como tercer aspecto, inherente al proceso de estanflación, se tiene la presencia de las curvas BC y DE (líneas discontinuas). Estas curvas representan el proceso de retorno a la condición inicial de la Curva de Phillips (puntos C y E) caracterizado por la mayor tasa de desempleo con el menor nivel de inflación posible.
La explicación de este tránsito de la economía es la siguiente: Al llegar a los niveles de máxima inflación en la curva de Phillips (puntos B, D y F) los trabajadores se ven obligados a ejercer su poder negociador con el gobierno y los empresarios para lograr un incremento en el salario nominal que iguale el crecimiento de los precios. Esto motiva que el costo de la mano de obra crezca y las empresas demanden menos trabajo, lo que provoca un incremento en el desempleo.

IV. Consideraciones finales

De todo lo expuesto se evidencia que el fenómeno de la estanflación es uno de los escenarios económicos más adversos, ya que las políticas fiscales que contribuyen a dinamizar la economía incrementan la inflación, en tanto una política monetaria restrictiva profundiza la recesión.
En adición a lo antes señalado, es necesario significar que, si bien las recesiones pueden tener causas internas o externas, la estanflación tiene un marcado componente de origen interno pues la inflación es siempre un fenómeno monetario y la política monetaria es interna en cada país.6
Como ha podido apreciarse, la relación existente en el corto plazo entre el empleo y la inflación, es inversa (al aumentar una disminuye la otra), en tanto en el largo plazo el comportamiento de estas magnitudes responde a la estanflación, entendida como la repetición del comportamiento descrito por la Curva de Phillips, con una tendencia al incremento persistente de la inflación.

Bibliografía
Mesa, J.: El desempleo un problema de la actualidad económica, revista Amor y Vida, pp: 27-28, 4to trimestre, 2011.
Mesa, J.: Inflación vs vida familiar, revista Amor y Vida, pp:9-11, 1er trimestre, 2012.
Lección 23. Curva de Phillips, http://www.aulafacil.com/Macro/Lecc-23-macro.htm
Curva de Phillips, http://www.zonaeconomica.com/inflacion/curvadephillips
Estanflación, inflación y crisis; http://www.elblogsalmon.com/historia-de-la-economia/estanflacion-inflacion-y-crisis,12/12/2011.
¿Qué es la estanflación? http://ppbconsultores.com.mx/2007/12/14/que-es-la-estanflacion/

Términos y definiciones

Corto plazo. Periodo de tiempo que se considera breve para los procesos macroeconómicos. Generalmente entre uno y tres años, dependiendo del aspecto que se trate.

Escuela monetarista. Grupo de economistas que utilizan como sustento para la formulación de modelos macroeconómicos el liberalismo económico (comúnmente denominado neoliberales).

Estanflación. Castellanización de la voz inglesa «stag-flation» resultado de la combinación de las palabras «stagnation» (estancamiento), e «inflation» (inflación). Representa un periodo de tiempo donde coexisten en la economía altas tasas de inflación y desempleo, acompañadas de contracción económica.
Largo plazo. Periodo de tiempo que se considera prologado para los procesos macroeconómicos. Generalmente superior a cinco años, dependiendo del aspecto que se trate.

Pleno empleo. Nivel de empleo máximo que puede alcanzar cada economía de acuerdo a su nivel de desarrollo.

Salario real. Poder de compra de las unidades monetarias que recibe un trabajador por la realización de su trabajo.

Salario nominal. Cantidad de unidades monetarias que recibe un trabajador por la realización de su trabajo.

 

 

Volver a la Portada

 

 

Cuba, cuida a tus familias para que conserves sano tu corazón
Beato Juan Pablo II

DIRECTORES: Rubén Gravié y Ana María Baldrich.
CORRECCIÓN: María del Carmen Muzio. DISEÑO VERSIÓN DIGITAL: Raúl León P..
ASESOR ECLESIAL: Monseñor Antonio Rodríguez Díaz.
CONSEJO DE REDACCIÓN: Felipe Oliva, Giselle Grass, Navia García Fabeiro, Estela M. Martínez Chaviano y Raúl León Pérez.
REDACCIÓN: Casa Laical. Teniente Rey y Bernaza, Habana Vieja.
Teléfono: 863-1767.
Se permite la reproducción, total o parcial, de los trabajos, siempre que se indique la fuente.