Cuarto Trimestre 2012

 

¡ DENGUE !

¡Problema de todos!

Por: Lic. Lilian Riverón.

 

Los mosquitos o culícidos son artrópodos pertenecientes a la Clase de los Insectos, de gran importancia médico-epidemiológica. Hoy se conoce que existen 3500 especies distribuidas por todo el mundo, con excepción de aquellas regiones permanentemente congeladas, de las que nuestra Cuba bella no forma parte. A Dios gracias, nuestro archipiélago cubano está ubicado entre los 74 y 84º de longitud oeste y los 19 y 23º de latitud norte, que corresponde a la zona climática tropical ¹ por lo que disfrutamos de nuestro clima, pero al mismo tiempo sufrimos las inclemencias de calientes veranos y abundantes precipitaciones caracterizadas por una gran variabilidad, disparidad e irregularidad, que se acentúan, aún más, en el caso de las precipitaciones intensas, lo cual hace muy difícil su pronóstico debido a que nuestro país no escapa de los cambios climáticos que ocurren en el planeta.

¡Y ahí está! Entre ese gran número de especies que antes mencionamos, nos vino a tocar la primera epidemia de dengue I en el año 1977 trasmitida por el mosquito Aedes aegypti, cuya vida está vinculada al génerohumano y que según las estadísticas en Cuba se reportaron en aquella  ocasión 400 000 enfermos, y posteriormente en 1981 se produce la primera epidemia de dengue hemorrágico producida por dengue II con 344 203 casos. Actualmente el dengue es considerado como una enfermedad infecciosa emergente y un problema de salud pública global. El cambio climático, provocado en parte por los hombres, nos ocasiona las mayores consecuencias: escasez de agua, dificultad de higiene, inseguridad alimentaria y contaminación del aire. Estas son catalizadoras de nuevas consecuencias directas sobre la salud individual: asma, alergias, infecciones respiratorias y dengue.¹

Los factores que influyen en la proliferación de mosquitos trasmisores son muchos, si bien existe la tendencia de asociar el número de focos con las lluvias acumuladas en cada estación, trabajos científicos demostraron que no existe una asociación directa entre ellos¹. Se trata de los cambios del clima y de las temperaturas.

El daño no es solamente físico, a nuestra realidad cubana, le afecta además actualmente la preocupación y la incertidumbre de ese… ¿Hasta cuándo durará este asunto del dengue?... ¿Hasta cuándo esta impaciencia de pensar que uno de nuestros hijos o ancianos, que son los más vulnerables, se puedan enfermar con dengue? Porque, en ese momento no sabemos qué les espera, qué tipo de dengue, ni cuán resistente será su organismo, sumándole el ajetreo hospitalario en todo lo que abarca dicha frase en la actualidad.

Así, las madres de niños de primaria por poner ejemplos, además de vivir pensando qué hacer para evitar la infestación por pediculosis (piojos) en la escuela, ahora también viven pensando en cómo evitar que su hijo se enferme con dengue que es algo mucho más grave y creciente en este año, ¿cómo hacer para que aquella abuelita o abuelito que tiene en la casa y está sentado el día entero en un sillón no sean picados por un mosquito sin sentirlo debido a su deficiencia circulatoria y posteriormente pueda enfermar de dengue?.

Una señora se pregunta: ¿Cómo es posible que si en mi casa fumigan periódicamente y no tengo criaderos de mosquitos ni recipientes con agua estancada ahora tengo mosquitos? Pero sin embargo conoce que su vecina cierra sus puertas cuando vienen los visitadores de la campaña y fumigadores, expuesta al peligro en potencia de enfermar de dengue conjuntamente con sus vecinos y con posibilidades de sufrir un choque mortal. La vecina de la esquina sufrió amargamente cuando a su hijo de 6 años lo ingresaron grave en el pediátrico con dengue hemorrágico y se debatió entre la vida y la muerte, gracias a Dios sobrevivió, pero, el niño ha quedado muy débil y ella afectada de los nervios ¿es posible que personas tan cercanas no tomen conciencia entonces de la situación? Evidentemente unos están aterrados ante el peligro, otros muy despreocupados quizás por no percibir el riesgo al que todos estamos expuestos.

Por otro lado, a pesar de que el 95,6 % de la población accede a canales educativos de televisión donde se plantea la forma de ordenar el medio para evitar los criaderos de mosquitos Aedes aegypti escuchan mecánicamente como si se tratara de un ¡haz lo que yo diga y no lo que yo hago!, pues en estos momentos el saneamiento ambiental tiene, al menos en nuestra capital, una observable alta deficiencia; el número de microvertederos colabora en el 70% con el desarrollo de focos de mosquitos y por supuesto otros vectores de enfermedades debido en parte a la falta de cuidado y el incumplimiento de las normas establecidas para la disposición de los desechos por los propios obreros de comunales. Ejemplo: Municipio Santiago de las Vegas, un trabajador de un carro colector de desechos de la calle vierte su contenido en una de las calles laterales del campo de golf, al llamarle la atención se pronuncia justificándose con que le queda distante el punto asignado para depositar la basura, lo que demuestra que no existe conocimiento suficiente de su trabajo ni del riesgo que corren él y la población de enfermar.

Tomemos todos conciencia de que los virus del dengue existen, el mosquito trasmisor también y el cambio climático es inevitable, no podemos dedicarnos a sufrir ni tampoco tomarlo todo al descuido, cada uno sabe lo que tiene que hacer, entonces hagámoslo,  toma tus precauciones ya, porque el ¡dengue es un problema de todos!  

 

Bibliografía.

Lemus Lago Elia Rosa, Corratgé Delgado Héctor. Cambio climático y dengue en Cuba. Rev. Cubana Med Gen Integr (revista en la Internet). 2009 Dic (citado 2012 Oct 11); 25(4): 196-207. Disponible en:
http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttex&pid=S0864-21252009000400019&lng=es.

1. Centella A, Bezanilla A, Leslie K. El clima futuro en el Caribe según el Modelo Regional PRECIS: algunos resultados de una cooperación multinacional. I Congreso Internacional sobre Cambio Climático; 6-10 de julio de 2009. Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente de la República de Cuba. Ciudad de La Habana, 2009. Disponible en: http://www.medioambiente.cu/Sitio%20convencion/files/

 

Volver a la Portada

 

 


DIRECTORA:
Sara Vázquez Matar. 

ASESORA ECLESIAL:

Hna. Bernardeta Collazo, m.i.c.

DISEÑO Y EDICIÓN: Adrián Pérez

DISEÑO VERSIÓN DIGITAL
Raúl León Pérez

NOSOTRAS es la publicación, con una secuencia trimestral, del Movimiento de Mujeres Católicas de la Arquidiócesis de La Habana, Cuba.
Su objetivo principal es el de ser un medio de evangelización y promoción de la mujer en todos los ambientes en que ella se desenvuelve.
Este es el número 8, correspondiente al tercer trimestre de 2012, con una tirada de 1500 ejemplares. Se permite la reproducción, total o parcial de los trabajos, siempre que se indique la fuente

CORRECCIÓN: Caridad Zayas.

CONSEJO DE REDACCIÓN: Edelma Acosta y María del Carmen Vasconcelos.

DISTRIBUCIÓN: Magdalena Moreno.


REDACCIÓN: Casa Laical. Teniente Rey e/ Bernaza y Villegas. Habana Vieja. Teléfono: 863-1767.